8.12.07

noche... música...

Estuvo interesante anoche.
Escapé del pueblo desde ayer a medio día. Tenía una urgencia de llegar a la casa... y al fin, llegué y no me dió tanta emoción.
Entonces, mensajín de babar que decía de boletos gratis para ir a ver al Instituto Mexicano del Sonido... vamos, nunca los he escuchado, pero babar siempre tienen ideas interesantes.
Esperando a que diera la hora de irme, me puse a llorar. Otra vez... ha de ser eso que dicen de la nostalgia de la Navidad o algo. El caso es que salieron unas lágrimas, sentí una opresión restroesternal y sensación inminente de muerte... por unos minutos, luego llegó mamá a preguntarme porqué estaba así, y me enojé y cerré la puerta. No sé que me pasa ni quiero ponerme a pensar. Pero si tengo ganas de llorar, lloro y que me dejen en paz.

Luego, me arreglé un poco. Tenía mas de 2 semanas sin pintarme los ojos... me veo bien. (Guapa... 5 kg menos), me pongo la blusa negra, jeans anchos...chamarrita rosa... a ver que pasa hoy. Voy por Bárbara, me estaciono en donde mas le gusta a su vecina ( en su entrada...) . Vamos a algún lugar en la col. San Rafael, en San Cosme... sí llegamos... traigo un dolor de cabeza que no soporto mas. Vamos platicando, fumando... nos pasamos del lugar, a regresar. Dejamos el coche ( seguro queda seguro , verdad joven? si salgo y se volaron mi auto... me quedo pensando) y entramos. Es un lugar como un gran salón de bodas. Hasta el suelo con azulejo de cuadritos. La barra es una mesa de cerveza victoria... agradable. El DJ guapísimo. Y su playera cambia de color.... a ese sí le daba unos besos, pienso... Mezclaron bien... bailando, bailando.
Y empezó el Instituto Mexicano del Sonido... simpáticos. diferentes. Traían una cola de gato en los pantalones. El de la batería con rastas y lentes, alocadísimo. Subió la niña dios ( talentosa la chavita...) y otros, andaba la julieta venegas ( es chiquitita!) y maría daniela y su sonido laser... Cantaban: escríbeme , escríbeme, escríbeme pronto, que yo soy muy paciente pero no soy tonto... Ruidoooooo... y saltamos, bailamos y unas miradas se cruzaron. Nariz grande y barba... justo lo que me atrae... sonrisas aquí y allá... ya nos tenemos que ir... bailando, brincando, y mas sonrisas.... pero él estaba en la parte de los "artistas" yo en la de los "espectadores"... no podíamos dejar que se cayera la mirada, se iba a perder esa emoción transitoria tan agradable... No dejé de verlo, le sonreí descaradamente. Ya vámonos... no me puedo ir así, sin nada...
Ahí viene... pasó al lado de los "normales"... mas miradas, sus ojos clavados en los míos y los míos en su boca. Unas palabras para no dejar... nombres que tal vez no eran ciertos. Ya me tengo que ir... son las 2. No te vayas, quédate 10 minutos, no. Bueno, 5, no. 2 minutos, por favor. Bueno, 2 minutos. Y ya... 2 minutos y entonces la noche mejoró rápidamente. Y valió la pena la escapada del pueblo, el delineador de los ojos y la blusa negra. Y decidir justo anoche que no me importa ya... Que voy a vivir el momento. Que si Carrera no me quiere o tiene miedo, que si miguel ángel me persigue en mis sueños, que si rafael no deja de buscarme y ya solo quedan dos meses de relación laboral... que lo que sea...
Todavía, un beso, un desconocido ( de la tele jijiji) hizo que regresara la sonrisa a mis labios y a mis ojos, por lo pronto, por este fin de semana....
Dejar de esperar...

2 comentarios:

dEsoRdeN dijo...

Bien hecho! El momento está hecho para ser vivido, porqué pasa rápido y se esfuma ante tus ojos.
Ah! Y la palabra 'cierre' no es exacta. Los matices están ahí arriba, en el 'desorden'... ;D
un beso

luz dijo...

vaya nochecita guapa... pues si sientes que es el momento de dejarse llevar... es que ES el momento de dejarse llevar. Yo estoy viviendo el momento de encerrarme en casita :S jejej, pásalo bien, bombón. Un beso